¿Qué es el TAE en un crédito barato?

¿Qué es el TAE en un crédito barato?

Encuentra el préstamo online más barato con un bajo TAE

Comparaciones de préstamos

Cantidad:
Duración:
  • Filtrar para:
  • Gratis
  • Con ASNEF
  • De 18 años
Más resultados

No poseer el conocimiento necesario sobre un tema determinado, puede muchas veces hacernos asumir conceptos de forma equivocada, que nos puede llevar en algunas circunstancias, a cometer errores en nuestras decisiones. Justamente esto es lo que pasa cuando se habla del porcentaje TAE o Tasa Anual Equivalente, la cual muchas personas asumen que se trata solo de los intereses que pagaremos sobre el préstamo, siendo esto un concepto erróneo.

¿Quieres conocer realmente de que se tratar el TAE en un préstamo barato? En el siguiente apartado te daremos toda la información que necesitas conocer sobre este porcentaje y por qué es tan importante saber calcularlo al momento de elegir la entidad con la que contrataremos el préstamo que necesitamos.

¿De qué se trata el porcentaje TAE?

La Tasa Anual equivalente o TAE se entiende como un porcentaje o cálculo matemático en el que se incluye el Tipo de Interés Nominal o TIN, así como otros tipos de comisiones por apertura o cancelación y algunos servicios vinculados. En este cálculo se unen todos estos factores para llevarnos a la aproximación del porcentaje que debemos pagar anualmente al solicitar un crédito o préstamo barato.

Es importante hacer énfasis en que este es un porcentaje anual y no total del crédito y es sumamente importante saber cómo funciona realmente para poder entender una operación de préstamo.

¿Cuál es la diferencia entre el TIN y el TAE?

Existen diferencias claves entre estos dos porcentajes que es muy importante conocer:

  • El TIN: El tipo de interés nominal, es el porcentaje que nos señala el costo que tendrá el préstamo o en otras palabras el precio que la entidad de crédito estipula para poder conferir la financiación, el cual en la mayoría de los casos es de un 7%.
  • El TAE: Por su parte la tasa Anual equivalente es un porcentaje un poco mas complejo, ya que este nos indicará el costo completo que tiene que confieran un préstamo. En este calculo se incluye todo, tanto el tipo de interés nominal, como todos los demás gastos adicionales (Comisiones, frecuencia de pago, servicios vinculados al préstamo, entre otros). Es por ello que si un préstamo dice tener un 0% de TIN o no tener intereses, esto no quiere decir que sea gratuito, ya que se tienen que tomar en cuenta todas las comisiones y servicios añadidos que se ven reflejados en TAE.

¿Cómo se calcula el TAE?

La mejor manera de aprender a calcular el TAE es por medio de un ejemplo.

En este caso hipotético, María necesita contratar un préstamo barato por 3000 Euros para pagar en un año, por lo que recurre a dos entidades financieras. Estas dos entidades financieras X y Y le colocan los siguientes intereses por el préstamo:

  • Entidad de préstamo X: 5,0%.
  • Entidad de préstamo Y: 5,5%.

En este caso, a primera vista nuestra lógica nos dice que debemos escoger la entidad de préstamo Y, ya que nos muestra un interés más barato, quedando ambos intereses de esta forma:

  • En la entidad X pagaremos por 3.000 euros: 150 de intereses
  • En la entidad Y pagaremos por 3.000 euros: 165 de intereses

No obstante, al analizar mejor los términos del contrato de préstamo y leer las letras pequeñas, nos damos cuenta de los gastos que tiene contratar cada uno de estos préstamos.

  • La entidad de préstamo X cobra 100 euros por tramitar la operación, 50 de comisión por apertura y 50 más para notaria, lo que da un total de 200 euros
  • Por su parte la entidad de préstamo Y, solo cobra 50 euros por tramitar la operación, no pide comisiones por apertura y suma 60 en gastos para la notaria, lo que suma 110 en total.

En este punto debemos calcular el TAE para poder tomar una decisión de cual entidad de préstamo le conviene a María contratar.

Para calcular el TAE debemos sumar el pago de intereses + el pago del resto de gastos relacionados al préstamo, quedando de esta manera:

  • Entidad de préstamo X: 150 en intereses + 200 gastos anexos por una financiación de 3.000 euros, lo que da un total de 350 / 3.000 = 11.6%
  • Entidad de préstamo Y: 165 en intereses + 110 de gastos anexos por la financiación de 3.000 euros, da un total de 275 / 3.000 = 9.1%

De esta manera el 11,6% y el 9,1% serán el TAE total de la operación de créditos en las dos entidades de préstamos, lo que deja claro que es mucho más conveniente contratar la entidad Y, aunque su tipo de interés nominal sea más alto en comparación a la entidad X.

online prestamo rapido

Consejos para utilizar correctamente el calculo del TAE:

Ahora que conocer como calcular el TAE en un préstamo es necesario que conozca como utilizar de forma adecuada este calculo y por ello te mostramos esta serie de consideración especiales:

  • El TAE siempre debe ser calculado en prestamos que vayan a ser pagados en un año, pues este es un indicador que releja el tipo de interés anual. Para préstamo que serán pagados de forma mensual o semestral, se usa como referencia el interés nominal, ya que este nos da una referencia en diferentes periodos de pago.
  • Para los prestamos hipotecarios, aparte de calcular el TAE es imprescindible tomar en consideración otro tipo de conceptos no incluidos en el cálculo, como podría ser la tasa de la inmobiliaria, entre otros.
  • Este porcentaje es útil cuando necesitamos comparar prestamos, siempre y cuando estos sean para pagar en un mismo plazo de tiempo.
  • Si vamos a realizar una comparación basándonos en TAE, debemos conocer el tipo de interés de dichos préstamos, pues no sirve de nada comparar el TAE de un préstamo de interés fijo, con uno de interés variable, ya que en el interés variable no tenemos forma de saber cuáles serán los cambios o evolución del interés variable basado en el mercado.

De esta manera, vemos por qué es relevante para los prestatarios conocer como calcular el TAE al momento de elegir entre distintas entidades de préstamo, así como les permite saber si les conviene contratar servicios adicionales como tarjetas o seguros, a cambio de una rebaja en el TIN.